smartphones-varios

Con la llegada del Iphone y su cada vez más larga lista de competidores se plantea un nuevo problema para los desarrolladores de aplicaciones móviles.

Hasta ahora las complicaciones estaban relacionadas con las diferencias entre las implementaciones que cada fabricante hacía de las especificaciones de java, lo cual obligaba a realizar variaciones en el código de la aplicación según el modelo o marca del teléfono sobre el que ésta se ejecutaba.

Actualmente estamos en un periodo de cambios en la telefonía móvil, junto con los modelos “clásicos” empiezan a convivir cada vez en mayor número dispositivos con pantallas de mayor tamaño y resolución, distintos tipos de teclado y sobre todo diferentes sistemas operativos.

Esto hace que a la hora de abordar el desarrollo de una aplicación para móvil debamos decidir si nos interesa abarcar el mayor número de dispositivos posible  o bien centrarnos en uno o varios modelos concretos. La decisión dependerá evidentemente del tipo de usuario al que queramos llegar, pero también debemos tener en cuenta los costes de realizar la aplicación para distintos sistemas operativos, lo cual implica distintos lenguajes de programación así como el pago de posibles licencias de desarrollo y también diferentes formas de distribución (como el App Store de Apple).

En las siguientes entradas intentaremos dar un pequeño repaso a las distintas opciones que hay hoy día en el desarrollo para móviles desde el punto de vista del programador, centrándonos en las plataformas de desarrollo disponibles, las formas de distribución de aplicaciones y las características especiales de cada dispositivo.